Asesinos Seriales: Henry Lee Lucas y Otis Toole

by Andrés Borbón on 31 March, 2008

in Asesinos Seriales

Lucas y Toole-1

Aunque los asesinos seriales por lo general matan solos, hay unas pocas parejas de monstruos por ahí, como la que formaron Henry Lee Lucas y Otis Toole, el rey del sadismo y el generalísimo del dolor.

De niño, Henry Lee Lucas era la viva fotografía del futuro asesino serial. Su padre era alcohólico y le llamaban "Sin Piernas", debido a que un tren le había amputado ambas extremidades. Terminó suicidándose debido a las constantes humillaciones de su esposa, la madre de Henry Lee Lucas. Cuando era pequeño, Lucas se clavó un cuchillo en el ojo mientras jugaba con su hermano. Su madre, una prostituta (Viola Lucas) dejó el ojo de su hijo sin atención durante días hasta que, eventualmente tuvo que ser extirpado. Una vez, su madre lo golpeó tan severamente con un trozo de madera que estuvo semi-inconsciente por tres días antes de que el novio de su madre decidiera llevarlo a un hospital. En otra ocasión, ella decidió enviarlo a la escuela con un vestido de niña y el cabello rizado.

Años después, tras una borrachera, Henry clavó un cuchillo en la espalda de su madre y violó su cuerpo sin vida. Fue sentenciado a 40 años de prisión, pero salió tras cumplir sólo 10 años de condena. Henry se casó con una amiga de su hermana que tenía dos hijas, y abusaba frecuentemente de una de ellas. Sin embargo, la vida de casado no lo convenció y abandonó a su familia para iniciar su carrera estelar como uno de los más notorios asesinos seriales de los Estados Unidos,

En 1976, se unió al trasvesti Ottis Toole, un individuo con retraso mental y profundamente psicótico quien habría de ser, además de su compañero de cacería, su amante. Juntos perpetraron numerosos homicidios. A Ottis Toole le gustaba la carne humana y solía comer parte de sus víctimas. Henry Lee Lucas, sin embargo, no participaba en estos actos canibalísticos porque, decía, no le agradaba la salsa de barbacoa que preparaba Toole. Él era más bien un sadista y un necrofílico, y prefería tener sexo con los cuerpos mutilados y con animales muertos o vivos.

Ottis Toole tenía un pasado bastante siniestro. Era trasvesti desde los 7 años de edad y tuvo numerosos encuentros sexuales con su hermana Drusilla. Cuando ésta fue enviada a un reformatorio, consiguió un amante homosexual y ofrecía felaciones gratuitas a los borrachos del vecindario. También era pirómano y le daba por incendiar casas para excitarse.

La pareja de asesinos recogían personas que hacían auto-stop (que pedían "aventón") para saciar su sed de sangre. Tras matarlos, solían descuartizarlos y arrojar los pedazos en diversos lugares. Vivían en el automóvil de Henry. Cuando no estaban de humor para ocuparse del asesinato y el problema que representaba esconder el cuerpo, simplemente atropellaban a los que andaban sobre la carretera y seguían su camino como si nada.

Poco después, la pareja consiguió trabajo cuidando a una anciana. Posteriormente, integraron al grupo a la sobrina de Toole, quien con 15 años se convirtió en la novia de Henry Lee Lucas. Terminaron matando a la anciana y fueron apresados. Ottis Toole fue condenado a cadena perpetua y murió en 1996 de falla hepática. Henry Lee Lucas consiguió la pena de muerte, pero murió de un ataque cardiaco en 2001, mientras esperaba ser ejecutado.

Se piensa que la pareja es responsable de al menos 300 asesinatos, aunque algunos dicen que el número de víctimas puede ascender a 902.

LINK

-

Previous post:

Next post: